Empiezan a entregarse las viviendas a los nuevos propietarios en Girona 2

Con la llegada de los primeros inquilinos, Girona 2, conocido por los expertos como Casa Enric i Victorià de la Riva, vuelve a ser un edificio de viviendas privadas. Este edificio del Eixample forma parte de la ruta Sagnier; un trayecto que permite conocer las obras más representativas del arquitecto Enric Sagnier en Barcelona.

Este edificio del Eixample forma parte de la ruta Sagnier; un trayecto que permite conocer las obras más representativas del arquitecto Enric Sagnier en Barcelona.

 

UN RETO EN EL CORAZÓN DEL EIXAMPLE

El gran reto del proyecto de rehabilitación y reforma ha sido respetar el legado del prolífico arquitecto y, al mismo tiempo, reinterpretar el espacio para adaptarlo a las necesidades del estilo de vida actual.

Se han conservado elementos históricos como las decoraciones de hierro de los balcones, obra del artista forjador aragonés Manuel Ballarín i Lancuentra, así como la cubierta de cinc del cupulino, de la Real Compañía Asturiana. Además, con el objetivo de respetar la distribución proyectada originalmente por Sagnier, el estudio de interiorismo vilablanch ha recuperado y estudiado los planos originales del edificio.

El interior del edificio ha sido rehabilitado en su totalidad. El resultado son 19 viviendas funcionales y modernas, de las cuales 16 se encuentran en las cuatro plantas originales del edificio y 3 son áticos de nueva construcción.

 

VIVIR EN UN ÁTICO EN EL EIXAMPLE

Los tres áticos de Girona 2 se sitúan en lo más alto de un edificio centenario y catalogado, y sin embargo, destacan por su modernidad. Espaciosos, confortables y luminosos, cuentan con un gran balcón desde el que se pueden admirar algunos de los edificios más representativos de la ciudad y disfrutar del sol y la luz que ofrece Barcelona.

 

SAGNIER; UN ARQUITECTO PROLÍFICO QUE PRIMABA LA FUNCIONALIDAD

Enric Sagnier es una figura clave en la arquitectura catalana de finales del siglo XIX y principios del XX. Coetáneo de Antoni Gaudí, Lluís Domènech i Montaner, y Josep Puig i Cadafalch, Sagnier fue tan prolífico como polivalente; firmó proyectos de todo tipo, desde grandes edificios institucionales, a edificios de viviendas para la aristocracia y burguesía, como iglesias y templos. Era un arquitecto metódico que primaba la funcionalidad por encima de los excesos ornamentales de la época.

 

UN EDIFICIO DEL SIGLO XIX CON ACABADOS DEL SIGLO XXI

Los acabados del interior de las viviendas son una reinterpretación de los originales. Tanto la carpintería como las molduras y las cornisas del interior de las viviendas se reproducen imitando las de la época.

En el suelo de la vivienda se emplea el parquet de espiga, muy utilizado en las obras de Sagnier (Listone Giordano, roble francés). Las cocinas son de Bulthaup y Gaggenau.

Girona 2 es uno de los pocos edificios de viviendas privadas del Eixample con dos piscinas; una en el terrado (8 x 3mts) y otra en el sótano (4 x 2,5mts). Pensada para disfrutar del clima de Barcelona, la azotea también cuenta con un solárium y una zona ajardinada. El espacio sótano prioriza el relax, y cuenta con una zona fitness y una bodega (con un espacio reservado para cada una de las viviendas).